Razones por las que se niega un crédito

¿Por qué me negaron un crédito? 5 razones y 5 soluciones

06/06/2024 | CONSEJOS
Solicitar un crédito puede ser una experiencia frustrante si al final resulta en una negación. Es importante entender por qué las entidades financieras pueden rechazar una solicitud de crédito y qué medidas puedes tomar para mejorar tus posibilidades de aprobación. En este artículo, exploraremos las principales razones detrás de la denegación de crédito y ofreceremos soluciones prácticas para superarlas.

5 Razones Comunes para la Negación de un Crédito

Cuando te encuentras con la negativa de un crédito, es crucial no desanimarse. A menudo, las entidades financieras se basan en una combinación de factores al evaluar una solicitud de crédito. Además de cumplir con los requisitos básicos y presentar la documentación adecuada, las más importantes están relacionadas con la capacidad de pago del solicitante. A continuación, te explicamos cuáles son las razones más comunes por las que un préstamo puede ser denegado en Colombia.

 

1. Historial Crediticio Insuficiente o Negativo

El historial crediticio es uno de los factores más importantes al evaluar una solicitud de crédito. Cuando pides un préstamo, los bancos y las compañías de crédito revisan cómo has manejado tu dinero en el pasado. Observan si has pagado tus cuentas puntualmente en el plazo establecido y si tienes deudas pendientes. Para evaluar tu historial crediticios se tienen en cuenta principalmente dos factores.

Primero, tu "puntuación crediticia", que es una calificación basada en tu historial financiero. Un puntaje bajo puede ser resultado de pagos en mora y deudas sin pagar, lo que podría llevarte a estar "reportado", es decir, registrado en la base de datos de las centrales de riesgo, como Datacrédito y TransUnion.

El segundo factor importante es cuando tu historial de crédito tiene muchas consultas recientes, conocidas como "huellas de consulta". Estas huellas se crean cada vez que una entidad financiera revisa tu historial de crédito. Por ejemplo, si solicitas un préstamo personal en varias entidades al mismo tiempo, estas consultas se reflejarán en tu historial. Los bancos pueden interpretar esto como una señal de que estás muy ansioso por obtener un crédito, lo cual puede representar un riesgo y llevar a que rechacen tu solicitud.

 

2. Ingresos Insuficientes

Los ingresos juegan un papel crucial en determinar tu capacidad de pago. Si tus ingresos no alcanzan para cubrir el monto del préstamo solicitado, es probable que el banco rechace tu solicitud. Las entidades financieras están interesadas en asegurarse de que puedas cumplir con los pagos mensuales de manera consistente y sin dificultades. Cuando tus ingresos son inestables o insuficientes, el riesgo percibido por la entidad aumenta considerablemente.

Además, es importante tener en cuenta que algunos bancos establecen requisitos mínimos de ingresos mensuales para aprobar un crédito. Esto significa que no solo es importante tener ingresos suficientes, sino también cumplir con los criterios específicos de cada entidad financiera. Por lo tanto, antes de solicitar un préstamo, es fundamental evaluar cuidadosamente tus ingresos y compararlos con los requisitos establecidos por los diferentes prestamistas. De esta manera, podrás aumentar tus posibilidades de obtener la aprobación del crédito que necesitas.

 

3. Nivel de endeudamiento

El nivel de endeudamiento es otro factor crucial que los bancos y las entidades financieras consideran al evaluar una solicitud de crédito. Se refiere a la cantidad de deudas que tienes en relación con tus ingresos. Un alto nivel de endeudamiento puede indicar que estás utilizando una gran parte de tus ingresos para pagar deudas existentes, lo que podría dificultar tu capacidad para asumir nuevas obligaciones financieras, como un préstamo adicional.

Si ya tienes varios créditos rotativos o préstamos personales, es posible que tu capacidad para asumir una nueva deuda se vea comprometida. Para determinar tu nivel de endeudamiento, existen diferentes métodos de cálculo. Uno de los más simples es sumar el total de todas tus deudas con entidades financieras y luego dividir ese valor entre tus ingresos mensuales. Si el resultado es mayor a 10, es probable que las entidades de crédito duden en aprobar tu solicitud.

 

4. Inestabilidad Financiera

Se refiere a la falta de consistencia o seguridad en tus ingresos y finanzas personales. Esta inestabilidad puede surgir de diversas situaciones, como cambios frecuentes de empleo, o de domicilio, ingresos irregulares o imprevisibles, o dificultades para mantener un presupuesto equilibrado. Cuando presentas inestabilidad financiera, los prestamistas pueden considerarte un riesgo mayor para otorgarte un crédito. La razón es que la falta de estabilidad en tus ingresos hace más difícil prever si podrás cumplir con los pagos mensuales del préstamo solicitado. Además, puede indicar problemas más profundos en tu situación financiera, lo que aumenta el riesgo de incumplimiento.

 

5. Edad de solicitante

Aunque la edad por sí sola no determina la capacidad de pago de un individuo, puede influir en la percepción de riesgo por parte de los prestamistas.

En general, los solicitantes más jóvenes pueden enfrentar desafíos al solicitar algún crédito o préstamos personal, especialmente si tienen un historial crediticio limitado o ingresos más bajos debido a estar en las primeras etapas de su carrera profesional. Las entidades financieras pueden considerarlos menos estables financieramente y, por lo tanto, pueden ser más cautelosos al otorgarles crédito.

Por otro lado, los solicitantes mayores pueden enfrentar obstáculos debido a la cercanía a la jubilación o a la reducción de ingresos asociada con la edad. Los prestamistas pueden ser más cautelosos al otorgar crédito a personas mayores, ya que existe el riesgo de que sus ingresos puedan disminuir en el futuro y, por lo tanto, afectar su capacidad para cumplir con los pagos del préstamo.

 

¿Qué puedo hacer para que me concedan el préstamo?

Si estás buscando mejorar tus posibilidades de aprobación para un préstamo, aquí tienes algunas sugerencias:

1.  Mejora tu Historial Crediticio: Existen varias formas de mejorar tu historial crediticio, pero la mejor manera de abordar este problema es asegurarte primero de pagar tus deudas pendientes y considerar la posibilidad de crear un plan para comenzar a saldarlas antes de solicitar el préstamo que deseas. Con Repagalia, puedes mejorar tu puntaje crediticio, creamos un plan para que pagues tus deudas y lo mejor con descuento.

2.  Aumenta tus Ingresos: Si tus ingresos son insuficientes, busca formas de aumentarlos. Esto podría incluir un segundo empleo, trabajos freelance o la venta de bienes no esenciales. Presentar una fuente de ingresos adicional puede fortalecer tu solicitud y demostrar tu solvencia económica.

3.  Reduce tus Deudas: Intenta pagar algunas de tus deudas existentes antes de solicitar un nuevo préstamo. Mantener una carga financiera manejable demuestra responsabilidad y capacidad de pago, y también reducirá tu nivel de endeudamiento general, haciendo que tu perfil financiero sea más atractivo para los bancos.  En nuestro blog te damos algunos consejos para salir de deudas.Si acumulas varias deudas, en Repagalia podemos ayudarte a resolver tu deuda, unimos todas tus deudas en una sola y logramos que pagues mucho menos por ellas.

4.  Revisa y Corrige tu Reporte Crediticio: A veces, la negación de crédito puede deberse a errores en tu reporte crediticio. Información incorrecta o desactualizada puede perjudicar tus posibilidades de obtener un préstamo. Obtén una copia de tu reporte crediticio y revísalo en busca de errores. Si encuentras información incorrecta, contacta a la entidad financiera para corregirla. Mantener un reporte crediticio limpio y actualizado es crucial.

5. Presenta una Solicitud Sólida: Asegúrate de que tu solicitud esté completa y correcta. Proporciona toda la documentación requerida, como comprobantes de ingresos, estado de cuenta bancario, y cualquier otra información solicitada por el banco. Un expediente completo puede agilizar el proceso de aprobación.

En resumen, el manejo de las deudas abarca muchas de las razones por las cuales se niegan los créditos. Por lo tanto, si te han denegado una financiación, es recomendable que tomes medidas para cancelarlas lo antes posible y mejorar tu situación financiera. Esto aumentará tus posibilidades de aprobación en el futuro. Si necesitas ayuda para pagar tus deudas, contáctanos y te asesoramos de manera gratuita.

Escribe tu comentario




¿Tienes alguna
pregunta?

Ponte en contacto con nosotros para cualquier duda que tengas, por insignificante que parezca. Trataremos de darte respuesta en menos de 48 horas.

Contáctanos. Somos expertos en Cancelación de Deudas

¿Tienes alguna pregunta?

Contacta con nosotros. Somos expertos en Cancelación de Deudas

Ponte en contacto con nosotros para cualquier duda que tengas, por insignificante que parezca. Trataremos de darte respuesta en menos de 48 horas.

Contáctanos. Somos expertos en Cancelación de Deudas